Ir al contenido

Por eso venían las mariposas

Tengo una historia del jardín de mi abuela completa para contarles:

Empiezo desde el final o desde el principio de un nuevo ciclo, como elijan verlo.
Esta foto es de unas orugas que hoy encontré en una de mis plantas Sen del campo (Senna corymbosa). Tengo dos de ellas, su historia la conocen porque ya escribí sobre el vecino que me las regaló en una entrada de hace unos años atrás. Hasta que no florecieron este otoño no sabía bien de qué especie se trataba, sólo podía adivinar a una leguminosa por la forma de sus hojas.

Esta primavera con agrado nos sorprendieron mariposas que hacía tanto no veía… las llamamos “limoncito” por su lindo color amarillo pastel.
Las asocio con mi hermana, a quien adoro, por una anécdota que, para mí fue muy graciosa, pero para ella claramente no. Cuando era chica solíamos ir de veraneo a la costa bonaerense como tantas familias de Buenos Aires, salíamos en coche por la ruta 11 y si mal no recuerdo la velocidad promedio de esas rutas no superaba los locos 80km/h así que, pueden imaginarse lo divertido que sería para mis padres escuchar Cantaniños por horas. Entonces, parábamos al costado de la ruta para “estirar las piernas”. En una de esas paradas en el medio del campo, mi hermanita tuvo ganas de hacer pipí, mientras mi mamá estaba atendiendo el asunto, sacudió un alambrado y montones de limoncitos salieron a volar, era un espectáculo bellísimo…pero los gritos de terror de mi hermana, no. No sé si es que a partir de este hecho le tiene fobia a las mariposas o la pobre tuvo que pasar por semejante escena siendo fóbica.
Para mi es un recuerdo bellísimo de mi familia en un momento feliz.
Volviendo a la actualidad,  mi hermana ahora tolera las mariposas y siempre las admiró por su belleza. Ver los limoncitos en el patio de casa me trajo esos lindos recuerdos y ver a mi hija maravillada con ellas, persiguiéndolas, me hace sentir más feliz.
En mi observación noté que iban mucho a la copa de estos los arbolitos, el Sen del campo, y no entendía por qué,ya que en esta época no tienen flores…hasta que esta mañana encontré a las orugas.
Sé que se van a comer todas las hojas, sé que la planta lo puede soportar. Sé que más mariposas van a venir.
Les dejo una imagen de las mariposas (todavía no les pude sacar una foto propia) y les dejo un par de links sobre información tanto de jardinería con plantas nativas como de la especie de mariposa.
Anímense a las nativas, son maravillosas!!!

Queres que vuelvan las mariposas a tu barrio
Limoncito común

¡Saludos a todos desde el jardín de mi abuela!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.